La mujer del obispo sea…

23 Jun

“Ella tenía derecho a la intimidad”

Xabier Pikaza en Religión Digital

“Peores han sido los hombres curas, que han definido a la mujer como pecado”

“Quiero abogar por ella (Victoria) y desearle mucha felicidad, recordando a las miles y miles de mujeres de curas y obispos de las que habla las historia, desde la Alta Edad Media, una de las páginas más tristes y antievangélicas de la Iglesia.”

“Las mujeres (mujeres de obispo y obispas) sean respetables, no chismosas, juiciosas…Sean devotas, no se emborrachen, eduquen bien a los otros…” 1 Tim 3, 11 y Tito 2, 3

 El tema de ayer (Tres obispos y el sexo…) me ha dejado un regusto agridulce, sobre todo por la presencia o ausencia de ella, que es tan importante como el obispo o el gobernador, como el Papa o la Presidenta de Argentina. 

¿Por qué no pensamos en el gozo y dolor de una mujer (esta mujer), empezando por el principio de la Biblia, donde se dice que ella y un hombre se han encontrado para llenar de luz el universo? Los deberes del obispo sólo aparecen al final-final de la Biblia (en 1 Tim y Tito), y siempre en relación con ella, es decir, con la mujer). 

Noticias sobre ella en un post de RD (colgado aún en portada: Dicen que se llama Victoria y que es buena “mesonera”, es decir, dueña de un restaurante, oficio clásico en estos menesteres.Me ha caído bien, desde el principio, por las fotos, por su arrojo de ir con un obispo, sabiendo lo que es un obispo. Me ha caído bien, porque expresa felicidad, y yo quisiera que ella sea auténtica y feliz en el amor, como quiero que lo sean todas las mujeres. No  entro más en ello. Queda claro.

Lo que no queda claro es que todos hablen de él, el Monseñor, cosa que entiendo…. y que pocos se preocupen con cariño de ella (de su amor y sufrimiento). Ella tenía derecho a la intimidad, a que no le saquen y publiquen fotos que no quiere, a disfrutar con su amigo unos días, en intimidad.

No está claro que su amor de hombre dependa del Papa y del Nuncio.  El amor es cosa de ellos (de los dos) y así aparece en la primera página de la Biblia; no hace falta seguir leyendo, pues  que en caso de amor él  (el hombre) puede y debe dejar padre y padre (es decir, todas las leyes eclesiales) para estar con ella, y crear de esa manera una forma nueva de vivir y de ser en la humanidad y en la Iglesia.

Quiero abogar por ella (Victoria) y desearle mucha felicidad, recordando a las miles y miles de mujeres de curas y obispos de las que habla las historia, desde la Alta Edad Media, una de las páginas más tristes y antievangélicas de la Iglesia. Sí, una mayoría de curas-obispos han sido buenos célibes y han querido de modo fraterno a las mujeres. Pero ha habido y hay una amplia franja de curas-obispos que han tenido mujeres amorosas y sobre todo sufrientes:

‒ mujeres mil veces ocultas, escondidas, utilizadas… como simples prostitutas ‒ mujeres llorosas, expulsadas, desterradas…y apedreadas, incluso quemadas ‒ mujeres a las que no se les ha reconocido ningún derecho… las últimas de la sociedad, como aquellas que encontró Ignacio de Loyola en Azpeitia en sus buenos tiempos

Pero también mil veces mujeres admirables, más fuertes que obispos y curas, mujeres inmensas de vida y de iglesia:

‒ mujeres que han sostenido a sus parejas (curas, obispos), desde el silencio y el dolor ‒ mujeres que han educado admirablemente a sus hijos, sobrinos de curas ‒ mujeres que se han casado con sus maridos curas… que han dejado el ministerio o que han seguido ejerciéndolo…

Quiero decir aquí que la importante es ella, tanto como el obispo. Creo verla feliz en las fotos y me alegra. No sé lo que pasará en el futuro: Si ella y el obispo se casarán, o si todo ha sido mero ejercicio de noviazgo normal, de pareja que quiere conocerse… O si ha sido sólo una escapada de ocasión, sin más deseo que el de disfrutar unos días de la compañía…

No sé nada más. Me basta lo que he visto para desearle comprensión y cariño, es decir, que la comprendamos todos, que no echemos piedras como se han echado piedras contra mujeres de mujeres en siglos y siglos de poco evangelio…

Nota erudita.

También las hay malas. En contra de lo anterior, debo indicar que también han existido y pueden existir malas mujeres, que tientan a curas y se aprovechan de ellas…

Así nos educaron, al menos inconscientemente, para ver en las mujeres un peligro… Pero debo añadir que tan malas como ellas han sido los hombres, los curas, que las han tentado muchas veces. Dejemos fifty/fifty para bien y para mal, aunque yo me inclinaría hacia la mayor bondad de las mujeres.

Peores han sido los hombres curas, que han definido a la mujer como pecado.No es una broma, yo he visto con mis ojos aquellos diccionarios barrocos de teología y moral donde en la entrada “mujer” se decía “véase pecado”. Moralmente, la mujer en cuanto tal (con su propia identidad, con sus ideales y deseos…) no existía…Sólo importaba para los curas como ocasión de pecado; todo lo que un cura podía hacer con ella era pecado. Evidentemente, los curas que hicieron estos diccionarios eran mucho peores que las mujeres a las que criticaban.

Dejemos el tema así, por ahora, volvamos a ellos:

Me gustaría que se pudieran casar, que él pudiera ser obispo y ella buena “mesonera”, es decir, dueña de una casa de comidas… Pero en ese caso, sacando mi Biblia y llegando hasta el final (después de aquello de Adan-Eva que está que todos los obispos y gobernadores del mundo)… tendría que aplicarle el único canon verdadero de la Iglesia, el de 1 Tim 3, 11 y Tito 2, 3, donde se habla de la “obispas/presbíteras” (que pueden ser mujeres de los obispos u obispas ellas mismas)…

Las mujeres (mujeres de obispo y obispas) sean respetables, no chismosas, juiciosas…Sean devotas, no se emborrachen, eduquen bien a los otros…

Victoria, amiga, buena tarea tienes por delante — Iglesia, mi Iglesia: quiero que seas lugar de amor en libertad, en intensidad, en servicio a todos, en especial a los necesitados… Quizá este caso te ayude a comprender lo que significa “dejará a padre y a su madre” del principio de tu Biblia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s